Pintar tazas de cerámica y más. Manualidades para niños

Dale la oportunidad a tu hijo de decorar tazas para sí mismo o para regalar a un amigo, a su padre, abuelo, tía, o para toda la familia. Son muy simples de hacer. La cerámica, frente a otros materiales, tiene la ventaja de que se puede corregir, si rápidamente pasamos un papel absorbente o un hisopo ligeramente húmedo sobre la zona que queremos retirar la pintura. No hay una forma correcta o incorrecta de decorarla. Los niños más pequeños pueden usar sus huellas digitales para hacer tazas pintadas sin ningún patrón. Los mayores pueden usar pinceles o rotuladores para hacer creaciones divertidas. El resultado será un regalo para usar.

Pasos básicos para trabajar

Limpiar bien la taza, que no tenga polvo, ni grasa, ni siquiera huellas.
Pensar el diseño y la técnica a utilizar. Realizar pequeñas prácticas en hoja aparte.

Una vez que se haya finalizado de aplicar la pintura, dejar secar, nosotros recomendamos más de veinticuatro horas antes de fijar la pintura.
Introducir las cerámicas en el horno y prender a la temperatura señalada por el fabricante en el lapso dado por él. Una vez trascurrido el tiempo del horno, dejar enfriar las piezas en el horno.


Algunas previsiones a tener en cuenta

Aún cuando algunas marcas garantizan que no son tóxicas, nosotros recomendamos pintar sólo los exteriores de las tazas y los bordes de los platos si va a ser usadas como contenedores de alimento o bebidas.
Hay que esperar que seque la capa anterior para aplicar antes nuevos colores encima.
Las pegatinas dan mejores resultados que las plantillas y los sellos en la pintura con cerámica.
Si se usa material adhesivo, hay que retírarlo antes que seque la pintura.


Planificar

Esta es una actividad de manualidades divertida para que los niños mayores realicen sin mucha ayuda, sin embargo, pregúntale qué quiere poner en la taza, si el diseño es para toda la taza o solo un lado, qué colores va usar, si va poner alguna frase. Sugiérele que practique en un pedazo de papel antes de dibujar en la taza.
Hacer un modelo. Puede cortar un diseño de papel dibujado a mano y probarlo en la taza para tener una buena idea de cómo se verá el producto final. Media hoja de papel A4 cubre aproximadamente la superficie lateral de una taza mediana.

A los niños pequeños hay que ayudarlos más, tanto en el diseño como en la aplicación del color ya que es bastante fácil difuminar los colores antes de que sequen.
Recuérdale al niño que no tiene que considerarse un artista para hacer una bonita taza. Los diseños básicos como los lunares, o las líneas onduladas alrededor de la parte superior e inferior de la taza, son fáciles y aún producen un diseño único que se disfrutará.

Con qué pintar

En el mercado se ofrece frascos de pintura acrílicas que pueden ser usados sobre cerámica con pinceles. La otra alternativa son los marcadores para vidrio y cerámica.

Rotuladores de cerámica

La decoración es muy fácil y sencilla con rotuladores de punta fina. El niño o joven ya sabe cómo usarlos. Sólo tiene que acostumbrarse a la superficie curvada.
Antes de aplicar el rotulador, se debe agitar bien y presionar verticalmente sobre un trozo de papel, verificando que se libera la cantidad adecuada de pintura.

Edding

Punta pincel flexible, permite trazos finos y gruesos. Puedes retocar tus dibujos con un bastoncillo humedecido en un poco de alcohol y luego eliminar los restos con la parte seca del bastoncillo.
Pintar solo en superficies sin contacto con alimentos, así que hay que decorar sólo el borde del plato o el exterior de la taza.

Pintura para cerámica

Ideal para cubrir áreas extensas. Otra de las ventajas de la pintura para pinceles es que puedes combinarlos obteniendo con pocos frascos un sinfín de nuevos colores.

PEBEO Porcelaine 150

Juego de 10 colores surtidos


Cómo decorar

Hay muchas formas diferentes de decorar tazas y otras piezas de cerámica.
Puede hacerse a mano alzada con rotuladores y pinceles finos. Siempre es recomendable practicar antes.

También puede hacer el dibujo en un papel y transferirlo con papel carbón. Si no se tiene papel carbón se puede aún calcar, para eso se hace el dibujo en un papel, se remarca con mucha fuerza con un lápiz, varias veces. Se fija el papel a la taza con una cinta, del lado del dibujo. Entonces pasar el lápiz con fuerza en toda la figura. El dibujo quedará tenuemente marcado en la cerámica. Recuerda que la figura te va a quedar invertida. Esto es importante tomarlo en cuenta sobre todo si se va trabajar con letras y números.
Ahora falta seguir las líneas con rotuladores o con pincel. Si va a rellenar, es preferible aplicar la pintura del relleno y luego si se quiere, delinearlo.


Una técnica que está muy de moda es usar pegatinas, pueden ser cualquiera que tengan en casa, o elaborarlas con una etiqueta blanca. Es importante que los bordes queden bien adheridos a la pieza para que la tinta no se cuele. Si la pegatina es suficientemente grande, se puede rajar un poco o insertar un pequeño trozo de papel en el centro, esto con el fin de empezar por el centro a despegar la pegatina.
Los autoadhesivos de letras suelen ser muy costosos, una alternativa es hacer las pegatinas de letras, usando una plantilla sobre una etiqueta o más elegante, imprimir el texto en una hoja de etiquetas imprimible.




Alrededor de la pegatina se pinta. Existen muchos estilos.
Con rotuladores, puede aplicar el puntillismo, con esta técnica es necesario que exista una alta densidad de puntos alrededor de la etiqueta para que se aprecie el contorno de la misma. Otra técnica es bordear la pegatina con dibujos geométricos, por ejemplo, círculos, muy fácil de ejecutar para los más pequeños.

Con pinceles, se puede dar brochazos, hasta lograr prácticamente un fondo de color diferente al de la taza. Se pueden dar pinceladas con estilo, de tal forma que cerca de la pegatina se logre la mayor concentración de color y así destaque el dibujo deseado. Cualquier técnica a aplicar debe ser efectuada de manera rápida, para no dar tiempo a que la pintura se seque.
Una vez pintado, retirar la pegatina. No esperar a que se seque, pues se puede desprender la pintura al quitar la pegatina. En cambio, al estar aún húmeda la pintura, no se tendrá este problema. Si tomaste la previsión de hacer una ranura en el centro o un saliente, te será fácil retirar la pegatina empezando por el centro.









La cinta de pintor puede ser de gran ayuda. Si se pinta a mano alzada ayuda a cuadrar las letras, dibujar series lo más uniformes posibles, aislar regiones, etc.




Tazas


Tazas para pintar grande. Capacidad 300 ml.



Tazas de 10 cm de alto

Pequeñas tazas de 5 cm de alto





Otros proyectos con cerámica

Marcos de fotos


Macetas


Portavelas



Pequeños cuadros imantados para la nevera




Comedero de pájaros



Elmer






Pintar sobre un dibujo

Puedes adquirir tazas con dibujos ya impresos en la taza, así que el niño sólo tiene que pintar. Algunos set incluyen las pinturas o marcadores, otros no.